packaging-sostenible-para-envases

Packaging sostenible, un must para mejorar la cadena de valor

El packaging sostenible avanza a pasos agigantados, promoviendo múltiples oportunidades para las empresas: aumentan las ventas, captan y fidelizan clientes, y mejoran la cadena de valor.

El boom del packaging sostenible en España y el mundo

Es indudable que el nuevo contexto está atravesado por una generación de consumidores con una conciencia medioambiental sin precedentes.

¡Las personas ya no compran solo productos sino también experiencias de compra! Y en este sentido el packaging sostenible juega un rol fundamental: no sólo protege al producto sino que está a la altura de las nuevas demandas de consumo que dan prioridad a materiales más ecológicos y respetuosos con el planeta.

Además, garantiza a las empresas múltiples oportunidades que van desde el aumento de las ventas y la fidelización de los clientes, hasta la reducción de su huella de carbono y cuidado general del medio ambiente, transformándolas en marcas responsables y comprometidas con el impacto medioambiental.

Cuando hablamos de packaging sostenible referimos al embalaje que cuenta con al menos 3 dimensiones:

  • Materiales que pueden reciclarse en gran parte o en su totalidad.
  • Fabricación, montaje y transporte basados en medidas responsables que reduzcan el impacto medioambiental como el ahorro de agua y energía eléctrica.
  • Diseño que promueva la reutilización previo a su reciclado.

En definitiva, este tipo de embalaje está pensado para velar por el planeta, cualidad que consecuentemente va asociada a una mayor rentabilidad económica para las marcas que lo utilizan y deciden involucrarse con el diseño eco.

Aportes del packaging sostenible a la cadena de valor de los productos

Las empresas preocupadas por mejorar la cadena de valor de su producción y del consumo posterior deben contemplar al packaging sostenible como la mejor opción para que el resultado sea rentable a nivel económico y social.

Es decir, prestar atención a aspectos centrales que van desde la producción de las materias primas hasta el consumidor como un plan integrado que concluya en la reducción de desperdicios y en el mayor aprovechamiento de los recursos naturales.

Este es el mayor desafío para las empresas: entender a la sostenibilidad como un todo dentro de la cadena de valor. Para ello se deben optimizar todos los recursos que intervienen en el proceso productivo sin dejar de lado la contemplación de empresas de packaging sostenibles responsables que garanticen stock permanente de embalajes y cuenten con las normativas medioambientales vigentes.

En este sentido, la tecnología de este tipo de embalaje especial debe garantizar la mayor resistencia para proteger a los productos internos, sin descuidar las condiciones de cuidado medioambiental que venimos mencionando.

Invertir en embalaje sostenible es sumamente rentable para la cadena de valor de las empresas ya que ahorra costes, mejora la reputación, las destaca de la competencia y llega a un mayor número de consumidores que se verán atraídos por el aporte sostenible de las marcas.

-Te recomendamos: Envases para alimentos: Tipos, características y uso-

Materiales que puedes utilizar en tu packaging sostenible

Para suerte de las marcas, existen múltiples opciones de packaging sostenible cuyas características especiales permiten adaptarse a los diferentes tipos de productos que se comercializan y, además, facilitan la personalización del envase para lograr una mayor atracción a la mirada de los consumidores.

Aquí van algunas de las opciones más utilizadas:

Cartón

En el año 2017, el estudio Envases y embalajes: percepción de la sociedad, revelaba que más del 41% de los españoles prefiere el cartón como embalaje sostenible ya que resulta el más beneficioso para el planeta.

Por supuesto que estos datos han ido en aumento en los últimos años y hoy podemos asegurar que el cartón forma parte de los embalajes favoritos para embalar cualquier tipo de mercancía, no sólo por sus cualidades de reciclado y sostenibilidad sino también por su practicidad, bajo coste y resistencia.

Plástico biodegradable

El plástico se va transformando poco a poco y actualmente, gracias a su tecnología, podemos encontrar diferentes opciones confeccionadas con este material de forma totalmente sostenible ya que se fabrican con materiales capaces de descomponerse naturalmente en un período corto.

Materiales compostables

Cada vez más empresas eligen envases fabricados a base de plantas o alimentos como algas, hongos, almidón de maíz, entre otros. Se trata de excelentes alternativas debido a que se descomponen rápidamente sin dejar rastros.

¿Tu empresa necesita un packaging sostenible de extrema calidad? Envases Soler es la empresa líder en embalaje sostenible que puede potenciar la cadena de valor ya que lleva más de 50 años de compromiso permanente con la sostenibilidad del medio ambiente.

Controlamos y revisamos todos los procesos para la minimización del impacto medioambiental y la correcta preservación y continuidad de nuestras masas forestales.

Conoce los productos sostenibles y contáctanos para obtener más información.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *